9.2.09

Alexander McQueen y las Blythe Doll

Por Carolina de Pedro Pascual

Al finalizar mi nota anterior sobre mi deseada Blythe, me quedé con un poco de información dándome vuelta por la cabeza, y leyendo por la web todo tipo de averiguaciones sobre las japonesas, en general todo el material coincide bastante, termino por ahora el tema resumiendo un poco de información, y publicando a continuación lo que me quedaba por aclarar con el fin de conocerlas mejor.

Una cosa he visto desde hace tiempo, en las fotos de las quedadas que se realizan en distintas ciudades de España y del extranjero, las fans de las Blythes, por lo general, son mujeres de una edad promedio entre 25 y 40 años, incluso mas. Este dato quiere decir, no solo que no poseo una tremada regresión psicológicas producto de una, o varías etapas no vividas de mi infancia (que si existieron y muchas), sino que las Blythes son un producto y un resultado, quizás su alto precio tenga que ver, de apogeo y coleccionismo entre mujeres medianamente adultas.

El blog The Life of Blythe - What it’s like to be Blythe es una excelente fuente de averiguación con fotos sobre el tema, el clásico This is Blythe.com; en todo Google se puede leer y ver fotos sobre las Blythe y sus fans.

He descubierto que el modisto Alexander McQueen, si, el mismo que se graduó en la prestigiosa escuela St. Martins College of Art & Design de Londres, que trabajo en Givenchy como sucesor de John Galliano y ganó, entre otros miles de premios, el premio Best British Designer of the Year en Inglaterra, ha elegido a las Blythe como modelos de su actual campaña de línea de ropa Target.

Me gusta la asociación de Blythe con la alta costura y la moda, me satisface que no sean solo para customizar y coleccionar, y como ya han realizado en épocas anteriores con los libros y las fotos de alta costura, se las valoricé y utilicé también para otras funciones. Pienso que son sencillamente maravillosas.

No es la típica muñeca que encontramos en las jugueterías, hay que buscarla por la web en lugares especiales o encontrarlas a través de foros y contactos de grupos de fans (existen numerosos foros donde se intercambian ideas y se venden muñecas dentro y fuera de España). Hay que aclarar, es importante, que las Blythe están destinadas al coleccionismo adulto y no al mercado infantil. En la web This is Blythe las venden y distribuyen a todo el mundo, sino las encontrarás seguro en eBay.

Alexander McQueen y Blythe 

Las Blythe miden 30 centímetros, son de plástico y tiene un cordón en su espalda que se esconde tras su cabello y al tirar de este sus enormes y expresivos ojos cambian de color, de azul a verde, de verde a rosa, de rosa a naranja. Este cordón lo llevaban las primeras y auténticas muñecas Bluytes creadas en los 70, y actualmente lo siguen teniendo.

En general tienen 4 diferentes colores de ojos: azul, verde, naranja y rosa, excepto las muñecas de edición limitada que pueden incluir otras variaciones según el modelo.

Tipos de Blytes

Kenner Blythe
Las kenners son las blythe originales, comercializadas en 1972 por Kenner. Son las más cotizadas, una en buen estado puede costar alrrededor de 800 euros, una aún en la caja original puede pasar los 1500 euros. Tienen el cuerpo rígido tipo barbie con las rodillas posicionables. Existen cuatro tipos con distinto color de pelo: castaño, rubio, negro y rojo, sin embargo el maquillaje es el mismo: mejillas sonrojadas, labios rosas y sombra de ojos verde.

Takara Blythe
Hasta el momento existen cuatro tipos diferentes de Blythe hechas por Takara.

Libros publicados
  • This is Blythe
  • Blythe Style
  • Dear Blythe : Love, Gina
  • Dear Blythe 2: Love, Gina
  • Hello Blythe! Journal
  • Hello Blythe! Addresses
  • Blythe on Beauty
  • Darling Blythe
En esta dirección www.cwctokyo.com pueden encontrar varios libros de venta sobre Blythes.
Si sigues interesada/o puedes leer: 06 febrero, 2009 : La Blythe que hace de mí.
Si hacen alguna quedada en Barcelona, avísenme por favor que iré sin falta con Chispi Madame. Puedes mirar Las muñecas Blythe presentan la línea Target de Alexander McQueen